Oleaje

Oleaje resaca Rodriguezgeologia
Sí, ámame, abrásame, deshazme,
ya sea yo isla borrada de tus océanos.
Dámaso Alonso.

Como se mece el viento
rumoroso y esquivo
en los densos valles del deseo,
el oleaje se repite,
siempre el mismo
y distinto siempre,
en su maraña de púrpuras espumas.

Todo se aleja
como tus manos
dejando agitadas heridas mudas
fluyendo como una marea sangrante
de sueños
que arrastran su naufragio,
lentamente, hacia la madrugada.

Todo se acerca
como tu mirada enfrentándome
a la maleza de la incertidumbre,
a la piedad de equinoccios
que invento cuando el invierno no duele
y se pueblan las playas de sombras
con la suave forma de tu cuerpo.

Todo vuelve
como el rumor ronco de las resacas
en un laberinto sin salida,
mis naves desvanecidas, mis costas rotas,
y Tú…
-abismo de aguas turbias-

El amor suele albergar restos
de corazones tendidos a la orilla de los adverbios
Siempre, Nunca…

M.J.B.


 

Un comentario Agrega el tuyo

  1. Hermoso sentir, abrasador delicia que en vaivén nos deshace.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s