Oro Rojo

imagesPERACENSEmedia-puntos-6-6-2b-662b9f0e5b1e7e5f39d2afe4d53bda45

Castillo de Peracense fortaleza situada en la localidad turolense de Peracense.

Hablar de Teruel sería pretencioso por mi parte. Así es que unicamente voy a pasar de puntillas por este tema por rescatar de mi memoria el impacto que me causó el amanecer de un cierto día de últimos de octubre, de visita a algunos familiares de esos de nuestros antepasados que viven muy lejos, muy a desmano, y que cuando vas de viaje por las cercanías te animas a recordar, a presentarte y charlar con ellos tomando un vino en el bar del pueblo.

En conversaciones de invierno, con nuestros mayores, alrededor de la mesa camilla que cobijaba un pequeño brasero, muchas veces se había hablado de los parientes de Peracense. No les conocíamos personalmente pero llegamos a identificarlos con sus nombres en fotos antiguas en blanco y negro, otras de un color amarillento como sepia -que no logré saber si era el color original de la foto o aquella pátina era de pura humedad y antiguedad-. Recuerdo especialmente una fotografía de las autoridades del pueblo. El alcalde, el médico, el guardia civil y el cura formados delante del muro del castillo. Cuatro hombres en postura casi de rigor, tiesos, vestidos con sus mejores trajes negros arrugados y sucios mirando con suficiencia al objetivo.

Llegando al pueblo, con los restos del castillo ya a la vista, nos paralizó la belleza malva de un paisaje de tierra roja y dura en el que aparecían los cuerpos doblados de grupos de personas recogiendo la preciada Crocus Sativus, conocida como la Rosa del Azafrán.

azafran recogida

Merece la pena asomarse a la historia y leyendas que existen sobre el Azafrán.

Nos recibieron con miradas un tanto hoscas, como otras veces hemos notado en pueblos pequeños del interior, acostumbrados como están, a no ver foráneos deambular por sus tierras. Sin embargo, cualquier pregunta sencilla con una sencilla sonrisa es capaz de abrir las puertas de su mundo, al que quedas invitado de manera inmediata.

Allí fue cuando me interesé por el Azafrán, entre aquellas gentes de cuerpos curvados y manos artríticas curtidas en madrugadas de recolección y desbrizne de las flores, durante los octubres de sus vidas. La rosa del azafrán -dijeron- florece al amanecer y hay que recogerla al instante porque se marchita rápidamente y los estigmas pierden sabor y aroma…

azafran ok

Leía en un artículo de ABC que el Azafrán es la paciencia cotizada a 3.000 euros el kilo. Hace falta recoger y desbriznar; extraer los estigmas de 150 flores para obtener un solo gramo de esta especia. El del azafrán es un cultivo de detalle y delicadeza.

Irán es el mayor productor mundial concentrando el 90% de todo el que se comercializa. En Europa los dos países productores por excelencia son España (Castilla-La Mancha con el 95% seguida de Aragón 2%, Canarias y Murcia) y Grecia.

España importa mayormente azafrán iraní para una comercialización que se estima en el 50% de lo que se vende en el mundo. En nuestro país se envasa y distribuye azafrán de muy alta calidad apreciada especialmente para la exportación.

azafrandesbrize

… sus manos,
separando la tierra, hoyándola,
acariciando a cada impulso
el alabastro quejumbroso, y casi yermo,
donde ha de plantar la semilla,
su propia tristeza a punto de hallar
la superficie sazonada.

Y allí la hoja del verano entre terrones;
y allí el añil y el cardo y la costumbre
–azafrán sobre su vientre abultado –
y en suspensión el marasmo de vida
que se yergue sobre el surco.

Cómo no desbrozar lo estéril para siempre
y no desearse lejos del tacto de esa tierra.

Su juventud ardiendo al fulgor del verano,
ardiendo a partir del instante mismo
en que apostilla esa renuncia:
en la tierra la hebra carmesí,
la corola, el amargo pistilo de la duda. (Yoris)


2 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Fantástica entrada, me ha gustado mucho lo que cuentas, las fotos… me apasiona ese mundo agrícola que se mueve en torno al azafrán. Hay personas que tienen recogido y conservado azafrán en sus casas en cajas fuerte; oro le rojo dicen.
    Muy bonito el poema de Yoris. Gracias.
    Un abrazo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s